miércoles, 21 de agosto de 2013

Siete

Siete meses son tan poco tiempo y tanto a la vez. El abismo de ausencia que deja la presencia de la muerte trastorna toda noción racional del tiempo. La única noción que tal vez me vale para este sentimiento es el AÚN. De resto es un tiempo sin tiempo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario